miércoles, 30 de diciembre de 2009


No, no es amor. Lo que tú sientes se llama
O B S E S I Ó N